UN CARNAVAL ESPECIAL

  

En el CEIP Arturo Dúo (Castro Urdiales, Cantabria) celebramos carnaval de manera especial. Toda la comunidad educativa se vuelca en decorar y organizar un día especial para nuestros alumnos.

La AMPA se organiza para decorar el hall del colegio, que como podréis ver en las fotografías es un trabajo excepcional digno de visitar y fotografiar. Además, nos invitan a todos a almorzar chocolate, típico en estas fechas.

 

 

 

 

Desde el comedor también ponen su granito de arena, cocinando in situ bizcochos para todos los alumnos del centro. Además, durante el mes de febrero también han estado trabajando en la decoración y realizando talleres de máscaras con los niños.

Algunas familias se esfuerzan mucho en disfrazar a sus hijos acorde al tema de la Semana Cultural (este curso gira en torno a la vuelta al mundo); otros alumnos realizan sus disfraces en el aula. Así, se pudieron ver disfraces muy originales entre el alumnado, como maletas andarinas, personajes de Willy Fog, exploradores, trajes típicos de diferentes lugares del mundo, tribus, distintos medios de transporte, etc.

Los maestros más animados se disfrazan también de la temática propuesta. Este año eligieron un medio de transporte y su mundo particular para dar sentido a sus disfraces.

 

 

Los alumnos de 6º son los responsables de dar cuerpo a una sardina muy especial, proceso que comienza un par de semanas antes de la fiesta de carnaval. Cuando terminan, todos los alumnos del centro decoran una escama, en la cual escriben algo que quieren quemar porque no desean que vuelva o quieren que desaparezca. Todos bajan a pegar su escama con el objetivo de que se sientan partícipes del proceso en esta actividad cooperativa.

Para finalizar el día se realiza un desfile por el patio del colegio siguiendo a nuestra particular sardina acompañada de los alumnos de 6º. Es un momento divertido y colorido, lleno de música y ambiente festivo.

A continuación, comienza el acto presentado por dos alumnos de 6º. Los alumnos de 5º realizaron el pregón, grupos de 1º a 5º bailaron disfrazados al son de la música, alumnos de 5º recitaron la murga “soy rebelde” y los de 6º los chascarrillos “la vuelta al cole” y “mira que es pesada”.

 

 

Como colofón final, desde hace aproximadamente una década es tradición realizar la quema de la sardina. Toda la comunidad educativa esperamos con emoción este momento, en el cual las cosas que no queremos desaparecerán. Tenemos especial cuidado con el viento y nos cargamos alrededor de agua e instrumentos para velar por la seguridad de todos.

Una anécdota de este año es que hacía tanto calor que tuvimos que echar agua a los alumnos para refrescarlos; dato que sorprende pues era 27 de febrero y justo hacía un año suspendimos las clases por la nevada a nivel de mar.

Esperamos que os guste este trabajo que hacemos entre todos, que no deja de ser un proyecto cooperativo dentro de nuestra programación general anual.